Del mar a la capital luchando contra la Hepatitis C

Pinamar, Argentina | Hace 9 años realizamos la primera acción pública internacional contra la problemática de la Hepatitis C en Argentina, saliendo de la rotonda de Pinamar (Bunge e Intermédanos) nos dirigimos caminando a Capital Federal (400 kilómetros), más precisamente al Ministerio de Salud de la Nación a entregarle al Ministro de aquel entonces, Dr. Héctor Lombardo, un petitorio para que solucione los serios problemas que teníamos las personas que con Hepatitis C crónica, ya que hace 9 años no teníamos acceso a medicamentos para tratamientos ni a estudios ni la mayoría de los profesionales de la salud sabían cómo tratar nuestra enfermedad. En el  año 2000 la hepatitis C no era una enfermedad “rara“, hacía 10 años atrás que ya se sabía de su existencia en el mundo.

Como hasta hoy en día la hepatitis C no tiene vacuna, la única forma de frenar su expansión es y era a través de información, prevención y tratamientos; 3 cosas que en nuestro país, no solo no existían , sino que a pesar de la alerta que daban prestigiosos especialistas en el tema sobre el millón de argentinos que podían tener hepatitis C sin saberlo,  y sobre la necesidad de actuar cuanto antes ante esta epidemia en nuestro país, nadie o muy pocos hablábamos del tema; la enfermedad silenciosa (así llamada porque no da síntomas evidentes hasta causar cirrosis o cáncer hepático)“¦ era silenciada.

Fuimos tres caminantes de México y Argentina, que unidos a través del sitio Hepatitis C 2000 de Internet y luchando contra nuestra enfermedad decidimos que esta enfermedad debía salir de su silencio para que otras personas pudieran estar prevenidas. Gerardo Villavicencio Obregón y Héctor Cruz Lozada por México, y Eduardo Pérez Pegué por Argentina, recorrimos el trayecto ingresando en cada ciudad y cada pueblo, contactándonos con las autoridades de salud y la prensa para acercar información sobre HCV y los reclamos que teníamos los pacientes, el recibimiento fue magnífico, el cariño y la solidaridad fueron los primeros sentimientos que nos acompañaron durante los 5 días que duró la Caminata.

Desde Pinamar y México amigos, familiares y colaboradores organizaban la logística de nuestro trayecto y mantenía la información en internet, y en Chascomus Jorge Piazzi otro luchador incansable no solo con su enfermedad sino también por el bienestar de otros enfermos, nos esperaba con su combi ploteada con leyendas de prevención sobre hepatitis, para acompañarnos en el último tramo. Acción Social de Pinamar, la policía provincial, vecinos de Pinamar y periodistas, formaron parte del apoyo a nuestros reclamos.

Al llegar al Ministerio de Salud comenzaron los inconvenientes, el ministro no quería atendernos, pero no faltaron amigos que presionaron cuanto pudieron, diputados que se acercaron a dar una mano, y finalmente fuimos recibidos y nuestra voz escuchada. Fue la primera vez que personas infectadas por HCV hacían un reclamo conjunto en Argentina con la participación de personas de diferentes países.

Ya no cabía duda, el estado no podía cerrar los ojos a esta problemática que hoy afecta a más de un millón de personas en Argentina, caminamos hasta allí, golpeamos la puerta, avisamos lo que sucedía, y reclamamos por los derechos de todos.

Hoy nos parece un sueño aquella caminata, actualmente no está todo solucionado pero estamos muy avanzados en comparación con aquella época, el trabajo de muchas personas de todos los sectores permitió estos avances.

La hepatitis C tienen tratamiento y detectada a tiempo puede curarse, por esto seguimos luchando día a día y lo haremos hasta que no exista persona sin detectar o persona sin tratamiento médico de alguna de las hepatitis por las que trabajamos, pongamos entre todos un freno a las hepatitis virales!

Permitida su reproducción – Equipo de prensa de Hepatitis C 2000 – 01 diciembre de 2010 – hepatitis2000.org – Pinamar, Argentina

Archivado en:Inicio » Argentina Hepatitis » Del mar a la capital luchando contra la Hepatitis C

Etiquetas:


RSSComentarios (0)

Trackback URL

Comentarios Cerrados.