Aún con transaminasas normales puede haber hígado graso

Las transaminasas normales no siempre son indicación de un hígado saludable.

Una vez más un estudio confirma que aún con transaminasas normales el hígado puede estar afectado.

Sabíamos que el hígado infectado por un virus como la hepatitis C o hepatitis B, muchas veces no se ve reflejado en el análisis clinico de laboratorio donde se mide las enzimas hepáticas,dado que estas figuran como normales.

Ahora un estudio revela que puede haber hígado graso(esteatosis hepática metabólica) y las transaminasas seguir con valores normales de laboratorio.

Las transaminasas.¿ Indicador para hígado graso?

La Unidad de Hepatología del servicio de Aparato Digestivo del Hospital Universitario Virgen del Rocío en España, lidera un estudio que evalúa los factores de riesgo en personas con hígado graso de causa metabólica (esteatosis hepática metabólica)El estudio ha permitido comprobar que la cifra de transaminasas (en concreto, su aumento) no es un indicador de riesgo ideal para esta enfermedad.

Presentación del estudio ‘Prevalencia y factores de riesgo de enfermedad avanzada en individuos con esteatosis hepática metabólica y ALT estrictamente normal’   en  el Congreso Nacional de Hepatología España
Presentación del estudio ‘Prevalencia y factores de riesgo de enfermedad avanzada en individuos con esteatosis hepática metabólica y ALT estrictamente normal’ en el Congreso Nacional de Hepatología España

En esta línea, la investigación ha tratado de determinar cuáles son los indicadores a los que se debe atender para determinar que el hígado sufra un daño de gravedad. Dicho hallazgo ha recibido el premio a ‘mejor comunicación del Congreso Nacional de Hepatología’, que ha contado con la participación de más de 25 hospitales.

Esto ha supuesto una disrupción en el conocimiento general ya que demuestra que, a medida que aumenta el grado de fibrosis hepática, las cifras de transaminasas incluso pueden descender.

Hasta ahora se entendía que, a mayor nivel de enzimas hepáticas, mayor gravedad del daño hepático. A través del estudio, los profesionales han indicado que existe un 30% de pacientes que, a pesar de tener transaminasas normales, padecen la enfermedad del hígado graso metabólico en un grado avanzado.

La validez de la investigación es avalada por los más de 2.400 pacientes biopsiados, muestras que han sido fundamentales para determinar que la cifra de transaminasas no es el único factor a tener en cuenta en la evaluación del riesgo.

Así, los indicadores de daño avanzado en la enfermedad de hígado graso en estos pacientes quedan reducidos, fundamentalmente, a tres: una edad avanzada, la presencia de diabetes y una cifra de plaquetas disminuidas.

Revisión de protocolos de diagnóstico

En consecuencia, los protocolos de diagnóstico de enfermedad hepática avanzada deberán reorientarse para poder detectar aquellos pacientes que ‘a priori’ tienen bajo riesgo (transaminasas normales), de manera que se pueda anticipar el diagnóstico de cirrosis hepática antes de que aparezcan complicaciones derivadas de ella.

El estudio ‘Prevalencia y factores de riesgo de enfermedad avanzada en individuos con esteatosis hepática metabólica y ALT estrictamente normal’, ha sido liderado por los Dres. Javier Ampuero y Manuel Romero de la Unidad de Hepatología del servicio de Aparato Digestivo del Hospital Universitario Virgen del Rocío.

Edición: Hepatitis 2000
Fuente: Europa press

Archivado en:

Etiquetas:


RSSComentarios (0)

Trackback URL

Deja tu comentario