Una vacuna experimental contra la hepatitis C, prometedora

Adenovirus de simio para la vacuna del VHC

Los investigadores, cuyos resultados fueron publicados el miércoles en la revista Science Translational Medicine, advirtieron que se necesitan muchos más estudios, durante muchos años, antes de que pueda desarrollarse completamente una vacuna exitosa.

Los adenovirus procedentes de los chimpancés podrían ser utilizado para fabricar vacunas contra el virus de la hepatitis C (VHC), los resultados indican que las vacunas elaboradas con vectores chimpancé podrían generar una protección inmune frente al VHC, un virus que se calcula que afecta a 170 millones de personas en todo el mundo y para el que no existe una vacuna.

“Hallamos que es posible generar respuestas inmunes celulares amplias contra la hepatitis C que duren por lo menos un año”, dijo Paul Klenerman, de la Oxford University en Reino Unido, quien dirigió los primeros ensayos de la vacuna en humanos.

“Las respuestas inmunes que observamos son alentadoras y estamos comenzando la próxima etapa de ensayos”, dijo el experto en un comunicado sobre los resultados. “Podría ser un largo camino”, añadió.

Los adenovirus humanos se utilizan habitualmente como vectores para transportar genes a células humanas, ya sea para la administración de vacunas o en la terapia génica. En las vacunas, los genes que codifican antígenos para un agente patógeno específico son empaquetados en el virus. Una vez liberado en las células, los antígenos desencadenan una respuesta inmune protectora. Sin embargo, algunas investigaciones recientes parecen sugerir que los adenovirus humanos puede no ser los mejores vectores vacunales debido a que muchas poblaciones han sido previamente expuestos a estos virus. Esta inmunidad preexistente se deshace del virus antes de que pueda estimular una nueva respuesta inmunitaria.

Teniendo en cuenta de que la mayoría de las personas tienen muchas menos oportunidades de estar en contacto con los gérmenes de los chimpancés, los investigadores están recurriendo a los adenovirus de los chimpancés como potenciales vectores de vacunas.

Dado que la hepatitis C es un virus en constante mutación, es un blanco complejo para el diseño de una vacuna y todavía no se ha podido desarrollar una dosis exitosa contra la infección. Existen seis cepas diferentes del virus, lo que dificulta más el hallazgo de una vacuna que funcione contra todos los tipos.

Dos ensayos

En un primer experimento, el equipo de Stefano Colloca, de la Universidad de Roma (Italia), ha identificado un nuevo grupo de adenovirus de chimpancé y ha diseñado una estrategia de cribado para clasificar su potencia inmunológica (medida de su eficacia como un vector de vacuna) en ratones. El equipo demostró que los adenovirus de chimpancé funcionan mejor que la mayoría de los adenovirus humanos.

En segunda una fase independiente, el grupo de Eleanor Barnes, de la Universidad de Oxford (Gran Bretaña), llevó a cabo un ensayo clínico con uno de los vectores del chimpancé del estudio de Colloca con el objetivo de desarrollar una potencial vacuna contra la hepatitis C en un pequeño grupos de voluntarios sanos.

Los resultados de esta segunda fase mostraron que el vector del virus del chimpancé desencadenó una respuesta inmune específica contra el virus (similar a la que genera un raro vector de adenovirus humanos); además, dicha respuesta parecía ser segura y estar bien tolerada.

Asimismo, el equipo observó que los antígenos de la vacuna de la hepatitis C activaban las células T de memoria en los participantes del ensayo. Una vez expuesto a un patógeno en particular, las células T ayudaban al organismo a reconocer y luchar contra los futuros invasores.

ABC Diario – Yahoo Noticias – 06 de enero de 2012 – nota completa 0102  

Archivado en:Inicio » Hepatitis C (HCV) » Una vacuna experimental contra la hepatitis C, prometedora


Comentarios (1)

Danos tu opinion

  1. Maribel martinez dice:

    leo todo lo que me envian sobre lA epatitic C soy paciente negativa,me gustaria tener mas informacion sobre la vacuna ..gracias