Salud pública o privada ?

He encontrado este artículo y bien vale que lo suba a este espacio …
Hablando del tema del ingreso irrestricto o no a la Facultad de Medicina , plantea también el tema de la educación privada y estatal para la carrera de medicina … en definitiva y por extensión , creo que aborda desde la base el problema salud privatizada o estatal …
Cuando los hospitales del estado son prácticamente abandonados a su suerte , es importante debatir dia a dia esté tema ..
Hoy leí sobre la entrega de créditos blandos (bajos intereses y a largo plazo) otorgados a clínicas y centros de salud privados …. se trata a estas empresas como a cualquier otra Pyme (pequeña y mediana empresa) , la salud esta cada dia mas en manos del sector privado y este sector bien financiado … beneficiado .. los Hospitales Públicos no.
Un saludo y los dejo con el artículo
Eduardo P.P

¿Qué se esconde detrás de las restricciones a Medicina?

El viernes 15 de abril hubo una movilización de alrededor de 1000 personas en La Plata: En defensa de la salud y educación pública.

El decano de Medicina de la UNLP, Miguel Salvioli, dijo que la medida cautelar concedida por la Sala 2 de la Cámara Federal de La Plata, le da a la conducción de esa unidad académica “tranquilidad para seguir trabajando”.

¿Qué nos estará queriendo decir con esto?

La Asociación de Facultades de Ciencias Médicas de la República Argentina, más conocida por sus siglas como AFACIMERA

Se encuentra integrada por 15 (quince) facultades de medicina privadas, que serían las siguientes: la Escuela de Medicina “Norberto Quirno” (Capital Federal); la Fundación Barceló, Facultad de Medicina (Capital Federal); la Fundación Universidad Dr. René Favaloro, Instituto Universitario de Ciencias (Capital Federal); la Universidad Abierta Interamericana, Facultad de Medicina (Capital Federal); la Universidad Adventista del Plata, Facultad de Ciencias de la Salud (Villa Libertador San Martín, Entre Ríos);Universidad Austral, Facultad de Ciencias Biomédicas (Pilar, Buenos Aires); la Universidad Católica de Córdoba, Facultad de Medicina (Córdoba); la Universidad de Ciencias Empresariales y Sociales, Facultad de Ciencias de la Salud (Capital Federal); la Universidad de Morón, Facultad de Medicina (Morón, Buenos Aires); la Universidad del Aconcagua, Facultad de Ciencias Médicas (Mendoza); la Universidad del Salvador (USAL), Facultad de Medicina (Capital Federal); Universidad Hebrea Argentina Bar Ilan (Capital Federal); la Universidad Maimónides, Facultad de Ciencias Médicas (Capital Federal); el Hospital Italiano de Buenos Aires (Capital Federal); y el Hospital Italiano de Rosario, y se intentan abrir para los próximos años Siglo 21 y Hospital Privado, ambas en Córdoba; y tan sólo 8 (ocho) públicas: la Universidad del Comahue, Facultad de Medicina (Cipolletti, Río Negro); la Universidad Nacional de Córdoba, Facultad de Ciencias Médicas; la Universidad Nacional de Cuyo, Facultad de Ciencias Médicas (Mendoza); la Universidad Nacional de La Plata, Facultad de Ciencias Médicas
(La Plata, Pcia., Buenos Aires); la Universidad Nacional de Rosario, Facultad de Ciencias Médicas; la Universidad Nacional de Tucumán (UNT), Facultad de Medicina; y la Universidad Nacional del Nordeste, Facultad de Medicina (Corrientes); y la Universidad de Buenos Aires, Facultad de Medicina (Buenos Aires).
Esta asociación, integrada por una “comisión de expertos” de las instituciones anteriormente mencionadas, establece los patrones y estándares de acreditación para todas las carreras de medicina del país. De esta manera, se intenta homogeneizar el sistema de enseñanza médica, de “excelencia académica”, como lo llama “Hoja de Roble”.

Entonces, surgen algunos interrogantes: ¿son los mismos objetivos los de las Facultades privadas que el de las públicas?¿si sobran médicos, por qué se restringe cada vez más el ingreso a las públicas mientras proliferan las privadas?¿pueden responder a la demanda de millones de argentinos que se encuentran sin cobertura de salud de la misma manera? ¿No debiera acaso la Universidad Pública formar parte de la solución de los problemas del país?¿si se dice que se forma un médico general y familiar para atención primaria, por qué cada vez se destina más presupuesto a las especialidades médicas y a la tecnología aplicada a la medicina?¿no es esta una inversión contradictoria con respecto a las necesidades de nuestro pueblo?

Acá va un ejemplo del “compromiso” con la sociedad de una de las privadas, la UCES, que tiene como objeto, el de complementar los conocimientos tradicionales que se imparten en la carrera de medicina, con otros relacionados con la economía, la gestión empresarial y la administración, todo ello aplicado a los sistemas sanitarios del país. Lo más curioso es que esta institución se encuentra dirigida por el ex decano de la Facultad de medicina de la UBA, Luis Ferreira, que al igual que muchos docentes prestigiosos, pasaron de la enseñanza en instituciones públicas y gratuitas s privadas y con elevados aranceles.
Este ejemplo refleja claramente el negocio redondo que se esconde detrás de la enseñanza médica privada (las cuotas suelen costar entre 500 y 2000 pesos mensuales)., mercantilizando la salud y destruyendo el sistema sanitario.
Otro ejemplo del compromiso con la sociedad, sería la Universidad Austral, financiada por el grupo empresarial multimillonario Perez Companc, la cual se encuentra en Pilar una de las zonas más caras del país.

Se suele argumentar que los Hospitales están colapsados, que no hay lugar para más estudiantes. Sin embargo, esto es parcialmente cierto, veamos algunas cifras: la provincia de Buenos Aires cuenta con 77 hospitales que dependen de la misma, un valor similar tiene de municipales y más de mil unidades sanitarias en donde se realiza atención primaria.

Entonces, ¿por qué están tan colmados algunos hospitales de La Plata?¿por qué no se utilizan los hospitales del interior, tanto municipales como provinciales, como así también los Centros de Salud de primer nivel para la enseñanza médica?¿dónde está el incentivo docente para aquellos médicos que quieren transmitir sus conocimientos?¿por qué no se abren más cargos para ayudantes alumnos y diplomados?, y con respecto a los turnos de las clases, ¿por qué no se duplican, para mejorar la relación docente-alumno?¿es la salud un derecho o una mercancía?. La facultad de medicina de La Plata tiene gran parte del día sus aulas vacías. Mientras hace unos 15 años había unos 18000 alumnos, hoy sólo cuenta con 5000. Esto quiere decir que la capacidad de enseñanza de la institución está siendo desaprovechada, y se podría tranquilamente incorporar a los 700 alumnos que quedaron afuera del examen de ingreso, la semana pasada.

Otro clásico argumento es el de falta de presupuesto para la Universidad, entonces, vale preguntarse ¿a dónde va a parar el superávit fiscal del pueblo argentino?¿Es un problema de números, de dinero o de intereses económicos por parte de las corporaciones formadas alrededor del sistema de salud?¿No será esta decisión del consejo superior de la UNLP (la de ingreso irrestricto) un golpe a la ley de Educación Superior? ¿y a las facultades de enseñanza privada?

Claro que por detrás subyace el apoyo de Ginés González García, ministro de salud de la Nación y fiel servidor de los programas del Banco Mundial (Remediar, Seguro Nacional de salud, plan de formación de médicos comunitarios, etc.) y de dirigentes de Clínicas privadas, Sanatorios, Laboratorios y demás entidades que lucran con la salud como mercancía.

Cuántas preguntas…, este tema da para larga discusión y análisis. Invito a los lectores a que opinen del tema.

Por Damián (((i))) – Tuesday, Apr. 19, 2005 at 3:27 AM
[email protected]
Copyleft

Archivado en:Inicio » Hepatitis C (HCV) » Salud pública o privada ?


RSSComentarios (0)

Trackback URL

Comentarios Cerrados.